martes, 14 de diciembre de 2010

El Polisario ve probado que Zapatero apoya la ocupación marroquí del Sahara


"Aunque siempre han tratado de desmentirlo, ahora ha quedado demostrado que el Gobierno y el PSOE (Partido Socialista Obrero Español) han trabajado siempre a favor de las tesis marroquíes"


Madrid, 14 diciembre

El delegado del Frente Polisario en el Estado español, Bucharaya Beyun, aseguró hoy que las filtraciones de WikiLeaks han terminado de demostrar que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero siempre ha apoyado las tesis de Marruecos en favor de "la autonomía y la ocupación" del Sahara Occidental.

En declaraciones a Efe, Beyun afirmó que el pueblo saharaui se siente "muy decepcionado y molesto" por el "doble discurso" que el Gobierno socialista ha defendido desde 2004, haciendo creer que defendía una solución justa para el conflicto saharaui, cuando lo que avalaba era el plan de autonomía de Marruecos.

Las comunicaciones entre las Embajadas de Estados Unidos en Madrid y Rabat desveladas por WikiLeaks, que publica hoy el diario español "El País", señalan que el Ejecutivo de Zapatero apoyó desde el principio la propuesta de convertir el Sahara en una autonomía dentro del reino alauí.

El ex ministro español de Asuntos Exteriores Miguel Ángel Moratinos llegó a proponer "una solución similar a la que España ha dado a Cataluña", según los documentos filtrados a WikiLeaks.

"Aunque siempre han tratado de desmentirlo, ahora ha quedado demostrado que el Gobierno y el PSOE (Partido Socialista Obrero Español) han trabajado siempre a favor de las tesis marroquíes", lamentó el delegado del Polisario.

Beyun acusó también al Gobierno español de haber maniobrado en diversos países, entre los que citó a Chile, para que el Polisario no pudiera abrir delegaciones diplomáticas o no se facilitase la acreditación de sus representantes.

La última prueba del respaldo del Ejecutivo socialista a Marruecos ha sido, según Beyun, dar por "zanjada" la cuestión de los incidentes del pasado noviembre en el campamento de El Aaiún, como la ministra española de Exteriores, Trinidad Jiménez, aseguró este lunes en Bruselas tras la reunión entre Marruecos y la Unión Europea (UE).

Para el delegado del Polisario, esta postura ayuda a Marruecos a "tapar los crímenes" que se cometieron en el desmantelamiento del campamento el pasado 8 de noviembre y en los disturbios de los días posteriores, sobre los que aún no hay cifras exactas de víctimas.

Beyun opinó que las declaraciones de Jiménez son "inaceptables", están orientadas a que "no se investigue" lo que ocurrió en El Aaiún y a "confundir" a los países de la UE, y no contribuyen a avanzar en una solución al conflicto.

"Ha sido -añadió- lo que Trinidad Jiménez ha buscado desde el primer día. ¿Pero qué se ha hecho para que el asunto quede zanjado? No hay nada cerrado".

A su juicio, la situación en la capital del Sahara Occidental no han cambiado y Marruecos "sigue deteniendo a gente, violando los derechos humanos y vetando el acceso de los periodistas".

Beyun consideró igual de grave que la ministra de Exteriores dijera que "ningún suceso va a alterar" la relación de la UE con Marruecos, lo que evidencia, según él, que para Jiménez "el fin justifica los medios, aún a costa del sufrimiento del pueblo saharaui".

No hay comentarios:

Publicar un comentario