miércoles, 8 de diciembre de 2010

SOBRE LA CUESTIÓN DE STALIN (Parte IV y última)


Traducido por SADE



Partido Comunista de China

SOBRE LA CUESTIÓN
DE STALIN (Parte IV y última)


El Partido Comunista de China siempre se ha adherido a las enseñanzas marxistas-leninistas sobre el papel de las masas y del individuo en la historia y sobre las relaciones entre dirigentes, partido, clase y masas; asimismo, ha defendido el centralismo democrático en el Partido. Siempre hemos mantenido una dirección colectiva; al mismo tiempo, estamos contra la minusvalorización del papel de los dirigentes. Al igual que otorgamos la importancia debida a ese papel, estamos en contra del elogio deshonesto y excesivo de individuos concretos y contra la exageración de su papel. Ya en 1949, el Comité Central del Partido Comunista chino, a sugerencia del camarada Mao Tse-tung, tomó la decisión de prohibir las celebraciones públicas de cualquier tipo con ocasión de los cumpleaños de los dirigentes del partido así como la atribución de sus nombres a lugares, calles o empresas.

Este enfoque nuestro, coherente y correcto, es esencialmente diferente de la "lucha contra el culto a la personalidad" preconizada por la dirección del PCUS.

Resulta cada vez más claro que cuando los dirigentes del PCUS preconizan la "lucha contra el culto a la personalidad" no pretenden, como afirman, promover la democracia, practicar la dirección colectiva y oponerse a la acumulación de funciones en un solo individuo: en realidad, tienen segundas intenciones.

¿Cuál es, en concreto, la esencia de su "lucha contra el culto a la personalidad"?

Para decirlo sin rodeos, no es nada más que lo siguiente:

1. So pretexto de "la lucha contra el culto a la personalidad", contraponer a Stalin, el líder del partido, a la organización del partido, al proletariado y a las masas populares;
2. So pretexto de "la lucha contra el culto a la personalidad", mancillar el partido del proletariado, la dictadura del proletariado y el sistema socialista;
3. So pretexto de "la lucha contra el culto a la personalidad", crearse una buena reputación y, a un tiempo, atacar a los revolucionarios leales al marxismo-leninismo con objeto de allanar el camino a la usurpación de la dirección del Partido y el Estado por parte de intrigantes revisionistas;
4. So pretexto de "la lucha contra el culto a la personalidad", interferir en los asuntos internos de los Partidos y países hermanos, y tratar a toda costa de subvertir su liderazgo para que sigan su ejemplo; y
5. So pretexto de "la lucha contra el culto a la personalidad", atacar a los Partidos hermanos que se adhieren al marxismo-leninismo y provocar una escisión en el seno del movimiento comunista internacional.

La "lucha contra el culto a la personalidad" desencadenada por Kruschov es una intriga política despreciable. Como alguien a quien describió Marx, "se encuentra en su elemento intrigando, pero es una nulidad en el ámbito de la teoría [18]."

La Carta Abierta del Comité Central del PCUS sostiene que "a la vez que rechazan el culto a la personalidad y combaten sus consecuencias" tienen en "alta estima a los dirigentes que... gozan de prestigio merecido". ¿Qué significa esto? Significa que, mientras pisotean a Stalin, los dirigentes del PCUS ponen a Kruschov por los cielos.

Describen a Kruschov -que no era aún comunista en el momento de la Revolución de Octubre y que fue un activista político de bajo nivel durante la guerra civil- como un "activo creador del Ejército Rojo [19]".

Atribuyen por completo a Kruschov la gran victoria en la batalla decisiva de la Guerra Patria soviética, diciendo que en la batalla de Stalingrado "se escuchaba con mucha frecuencia la voz de Kruschov [20]" y que fue "el alma de los combatientes de Stalingrado [21]".

Atribuyen por entero a Kruschov los grandes logros en materia de armamento nuclear y cohetería, calificándolo de "padre cósmico" [22]. Sin embargo, como todo el mundo sabe, el éxito de la Unión Soviética en la fabricación de bombas atómicas y de hidrógeno fue un gran logro de los científicos y técnicos soviéticos, y del pueblo soviético bajo la dirección de Stalin. También se sentaron las bases de la cohetería en la época de Stalin. ¿Cómo es posible omitir estos importantes hechos históricos? ¿Cómo es posible dar crédito a Kruschov?
Alaban a Kruschov, que ha revisado las teorías fundamentales del marxismo-leninismo y que sostiene que el leninismo está anticuado, tildándolo -a Kruschov- de "brillante modelo que ha desarrollado y enriquecido creativamente la teoría marxista-leninista [23]".

Lo que están haciendo los dirigentes del PCUS bajo capa de "la lucha contra el culto a la personalidad" es exactamente lo que Lenin dijo:

«...en lugar de los viejos dirigentes, que sostienen sobre los asuntos ordinarios puntos de vista de hombres ordinarios, se presentan nuevos líderes... que dicen sandeces confusas y anormales [24].»

La Carta Abierta del Comité Central del PCUS calumnia nuestra posición de adhesión al marxismo-leninismo, al afirmar que "estamos intentando imponer a otros Partidos el orden de cosas, la ideología y la moral, las formas y métodos de dirección que florecieron en el periodo del culto a la personalidad". Esta observación muestra nuevamente el absurdo de la "lucha contra el culto a la personalidad".

Según los dirigentes del PCUS, después de que la Revolución de Octubre acabase con el capitalismo en Rusia siguió un "periodo del culto a la personalidad". Parecería como si el "sistema social" y "la ideología y la moral" de ese periodo no hubiesen sido socialistas. En ese periodo el pueblo trabajador soviético estaba sometido a una "pesada carga", se impuso una "atmósfera de miedo, sospecha e incertidumbre que envenenó la vida del pueblo [25]", y se obstaculizó el desarrollo de la sociedad soviética.

En su discurso en la reunión de amistad soviético-húngara de 19 de julio de 1963, Kruschov se extendió en lo que llamó el gobierno del "terror" de Stalin, diciendo que Stalin "mantuvo su poder con un hacha". Describió el orden social de la época en los siguientes términos: "...en ese periodo un hombre que iba al trabajo a menudo no sabía si volvería a casa, si vería de nuevo a su esposa e hijos."

En "el periodo del culto a la personalidad", según lo describe la dirección del PCUS, la sociedad era más "odiosa" y "bárbara" que en el periodo del feudalismo o del capitalismo.

Según la dirección del PCUS, la dictadura del proletariado y el sistema socialista de la sociedad que se establecieron como resultado de la Revolución de Octubre no eliminaron la opresión sobre el pueblo trabajador ni impulsaron el desarrollo de la sociedad soviética durante varias decenios; sólo después de que el XX Congreso del PCUS emprendiese la "lucha contra el culto a la personalidad", se liberó al pueblo trabajador de la "pesada carga" y se "aceleró", repentinamente, "el desarrollo de la sociedad soviética" [26].

Kruschov dijo, "¡Ah! ¡Si Stalin hubiese muerto tan sólo diez años antes! [27]" Como todos sabemos, Stalin murió en 1953; diez años atrás habría sido 1943, el mismo año en que la Unión Soviética comenzó su contraofensiva en la Gran Guerra Patria. En ese momento, ¿quién quería que Stalin muriese? ¡Hitler!

No es algo nuevo en la historia del movimiento comunista internacional que los enemigos del marxismo-leninismo difamen a los dirigentes del proletariado y traten de socavar su causa mediante el uso de proclamas del tipo de "la lucha contra el culto a la personalidad". Es un truco sucio que el pueblo ha calado hace tiempo.

En el periodo de la primera internacional, el intrigante Bakunin utilizó un lenguaje similar para denostar a Marx. En un primer momento, para ganarse la confianza de Marx, le escribió, "soy su discípulo y me siento orgulloso de ello [28]." Más tarde, cuando fracasó en su artero propósito de usurpar la dirección de la Primera Internacional, insultó a Marx y dijo: "como alemán y judío, es autoritario de la cabeza a los pies [29]" y lo tildó de "dictador [30]."

En el periodo de la Segunda Internacional, el renegado Kautsky empleó un lenguaje similar para denostar a Lenin. Difamó a Lenin comparándolo con "el Dios de los monoteístas [31]", que había reducido el marxismo "a la condición no sólo de religión de Estado, sino de fe medieval u oriental [32]".

En el periodo de la Tercera Internacional, el renegado Trotsky utilizó, de modo similar, ese lenguaje para denostar a Stalin. Dijo que Stalin era un "tirano [33]" y que "la burocracia estalinista ha creado un repugnante culto al líder, atribuyendo a los dirigentes cualidades divinas [34]".

La moderna camarilla revisionista de Tito también empleó palabras similares para denostar a Stalin, diciendo que Stalin era el "dictador" "de un sistema de poder personal absoluto [35]".

Es evidente, por lo tanto, que la cuestión de la lucha "contra el culto a la personalidad" planteada por la dirección del PCUS se remonta a los Bakunin, Kautsky, Trotsky y Tito, todos los cuales la emplearon para atacar a los líderes del proletariado y socavar el movimiento revolucionario del proletariado.

Los oportunistas en la historia del movimiento comunista internacional fueron incapaces de negar a Marx, Engels o Lenin difamándolos, como tampoco es capaz Kruschov de negar a Stalin difamándolo.

Como señaló Lenin, una posición privilegiada no garantiza el éxito de la difamación.

Kruschov pudo utilizar su posición privilegiada para remover el cuerpo de Stalin del Mausoleo de Lenin, pero por mucho que lo intente, jamás logrará borrar la gran imagen de Stalin de las mentes del pueblo soviético y de los pueblos del mundo.

Kruschov puede utilizar su posición privilegiada para revisar el marxismo-leninismo de una u otra forma, pero por mucho que lo intente, jamás logrará desbaratar el marxismo-leninismo que Stalin defendió y que defienden los marxistas-leninistas de todo el mundo.

Nos gustaría dar un consejo sincero al camarada Kruschov. Esperamos que reconozca sus errores y regrese de su camino equivocado al camino del marxismo-leninismo.

¡Larga vida a las grandes enseñanzas revolucionarias de Marx, Engels, Lenin y Stalin!





[18] "Marx a F. Bolte", Obras escogidas de Karl Marx y Federico Engels, ed. alemana, FLPH, Moscú, 1950, vol. II, p. 438.
[19] "Vida para el pueblo", Vostoka de Zarya, 17 de diciembre de 1961.
[20] "Creados y criados Por el partido", Agitador, Nº 2, 1963.
[21] V. I. Chuikov, Discurso de la manifestación del XX aniversario de la Gran Guerra Patria de la Unión Soviética, Pravda, 22 de junio de 1961.
[22] G. S. Titov, Discurso en el XXII Congreso del PCUS, 26 de octubre de 1961.
[23] R. N. Kosygin, Discurso en el XXII Congreso del PCUS, 21 de octubre de 1961.
[24] V. I. Lenin, "'El izquierdismo' enfermedad infantil del comunismo", Obras seleccionadas, ed. inglesa, International Publishers, Nueva York, 1943, Vol. X, p. 82.
[25] Carta Abierta del Comité Central del Partido Comunista de la Unión Soviética a todas las Organizaciones del Partido, a todos los comunistas de la Unión Soviética, 14 de julio de 1963.
[26] Ibíd.
[27] N. S. Kruschov, Discurso en la Reunión de Amistad soviético-húngara de Moscú, de 19 de julio de 1963.
[28] Carta de M. A. Bakunin a Karl Marx, de 22 de diciembre de 1868, Die Neue Zeit, Nº 1, 1900.
[29] Franz Mehring, Karl Marx, Historia de su vida, ed. inglesa, Covici Friede Publishers, Nueva York, 1935, p. 429.
[30] "Engels a A. Bebel, 20 de junio, 1873", Obras escogidas de Karl Marx y Frederick Engels, ed. inglesa, FLPH, Moscú, 1951, vol. II, p. 432.
[31] Karl Kautsky, Socialdemocracia versus comunismo, ed. inglesa Rand School Press, Nueva York, 1946, p. 54.
[32] Ibíd., p. 29.
[33] León Trotsky, Stalin, una valoración del hombre y su influencia, ed. inglesa, Harper y Brothers, Nueva York y Londres, 1941, p. 490.
[34] León Trotsky, "La burocracia estalinista y el asesinato de Kirov", Sobre el asesinato de Kirov, ed. inglesa, Pioneer Publishers, Nueva York, 1956, p. 17.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada