miércoles, 22 de junio de 2016

El escándalo de las grabaciones a Fernández Díaz


Por Ivan Tamajón
 
A pocos días de las elecciones sale a la luz que el Ministro del Interior en funciones, Fernández Díaz, conspiró utilizando su alto cargo para fabricar escándalos contra CDC y ERC en las vísperas del pasado 9N.
 
El diario Público desvela unas grabaciones, a las cuales ha tenido acceso, entre el actual Ministro del Interior en funciones y cabeza de lista del Partido Popular por Barcelona para el 26J, Fernández Díaz, y Daniel Alfonso, jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña (OAC).
 
Las grabaciones recogen la conspiración orquestada por Fernández Díaz para intentar encontrar datos para desprestigiar e incluso acusar de prevaricación a dirigentes de los partidos soberanistas catalanes, Convergència Democràtica de Catalunya y Esquerra Republicana.
 
Las grabaciones no dejan lugar a dudas. En ellas se puede oír al Ministro en funciones insistiendo a Daniel de Alfonso en la necesidad de encontrar algún dato incriminatorio que provenga de posibles adjudicaciones irregulares por parte del Ejecutivo catalán. Fernández Díaz apuntaba especialmente a concesiones hechas a CESPA (del Grupo Ferrovial), donde trabaja Roger Junqueras, hermano del máximo dirigente de ERC, Oriol Junqueras.
 
Los “disparos” políticos que el candidato del Partido Popular por Barcelona tenía pensados dar tenían tras de sí razones políticas. Las conversaciones hechas públicas por el citado medio se produjeron a escasos meses de la celebración de la consulta del 9N, consulta a su vez prohibida por el propio Tribunal Constitucional, y que su realización ha llevado al frente a los tribunales a personalidades como el ex President Artur Mas o su mano derecha, Francesc Homs.
 
En el intercambio entre Díaz y Daniel de Alfonso, queda al descubierto la voluntad de incriminar, aún con datos mínimos, o a veces de dudosa calidad, a personalidades políticas relacionadas con el entorno de CDC y ERC.
 
En esta búsqueda casi desesperada, en el audio se comprueba cómo incluso el jefe de la OAC debe en algunos momentos rebajar las expectativas del Ministros.
 
En un primer momento, centrado en la posibilidad de un delito de prevaricación, Díaz pregunta por los picos de subvenciones de los municipios dirigidos por ERC en la época del tripartido (en la que ERC formaba gobierno con el PSC y EUiA), esperando encontrar concesiones y subvenciones “a dedo”.
 
El propio Daniel de Alfonso matiza que los picos de subvenciones a los municipios con alcaldías de ERC no son destacables, y que en ese sentido, sí que aparecen picos más de subvenciones y ayudas a los ayuntamientos dirigidos por el PSC.
 
Del mismo modo sucede cuando la fijación del Ministro en funciones se centra en los Consellers Puig y Homs. Daniel de Alfonso le muestra unos documentos en los que al parecer existen adjudicaciones de puestos de trabajo por decreto de Homs a dos cuñadas de Puig.
 
Ante la insistencia de Fernández Díaz el jefe de la Oficina de Antifraude matiza que “Felip Puig no aparece”, a lo que el Díaz responde “pero ahí, ahí queda fatal Felip Puig y Homs”.
 
Con esta serie de conspiraciones Díaz buscaba, en sus propias palabras, “torpedear la línea de flotación” del “procés”. Para esta jugada, Fernández Díaz no solo contaba con la información que le podría proporcionar Daniel de Alfonso. El propio Ministro aseguraba contar con los contactos necesarios para extender como la pólvora la información encontrada.

Fernández Díaz contaba, tal y como se jacta en los audios, con la colaboración del presidente del Grupo Planeta, José Manuel Lara y con altos cargos de la Fiscalía.
 
Nada nuevo bajo el sol

Que las diferentes instituciones y organismos del Estado no son independientes no sorprende a nadie. Que las instituciones y organismos del Estado son gestionados con fines partidarios, tampoco debería ser una sorpresa. Estas filtraciones son tan solo la penúltima muestra del propio funcionamiento de la democracia burguesa donde la corrupción es inherente a la misma.
 
Por ello en el análisis de estas filtraciones no se debe perder de vista que responde a cuestiones partidistas, centradas en luchas de poder entre formaciones políticas capitalistas. Es importante alejarse ante estos hechos la visión “democratista” de que aquellos que claman al cielo ante estos hechos.
 
No vivimos en una “democracia asentada” como desde todo el arco político, incluso desde Podemos, se empeñan en decirnos, para que esto sea algo sorprendente. Incluso en éstas, esto también es una práctica habitual.
 
Sin embargo, para no caer en una visión superficial, no se debe olvidar que más allá de este caso de conspiración, CDC, por ejemplo, cuenta con la sede del partido embargada por los tribunales.
 
A lo largo de los próximos días se espera que se publique íntegro el audio con las conversaciones completas. Pero más allá de lo que en breve pueda salir a la luz, la figura del ministro de Rajoy y subsidiariamente, la del propio Partido Popular, quedan seriamente comprometidos, a pocos días de las elecciones. Está por verse si esto tiene algún impacto desde el punto de vista de su capital electoral.

----------

No hay comentarios:

Publicar un comentario