jueves, 28 de julio de 2016

El colapso de la "contra" siria



Artículo de El territorio del Lince


Vuelvo con Siria después de una ausencia de dos meses, pero el tema merece la pena. El ejército sirio está ganando la guerra. No lo hace en solitario, sino con el inestimable apoyo aéreo de Rusia y a los combatientes de Hizbulá, de los iraníes y de los refugiados palestinos que hay en Siria. Incluso con la alianza tácita, que no explícita, con los kurdos, al menos los del cantón de Efrin. En una alianza tal vez coordinada, tal vez no, pero con los mismos resultados, el ejército sirio y los kurdos de Alepo han logrado cortar todas las líneas de suministro de armas y combatientes a la "contra" moderadamente extremista o extremistamente moderada. Eso fue ayer. El mapa general es éste, y el de la ofensiva que parece conjunta del ejercito sirio y los kurdos el siguiente. El amarillo son las fuerzas kurdas, el rojo las sirias y el verde es el lugar en el que han confluido las ofensivas. Toda esa zona, ahora, está bajo control kurdo.

 
 
La "contra" en Alepo queda ahora dividida en dos, una bolsa más pequeña en el oeste, que son los barrios estrictos de la ciudad, y otra más grande al este que son las zonas aledañas a la ciudad sin que sean zonas metropolitanas. Si seguís todo lo que he venido publicando de Siria, veréis que entre las zonas que controla el gobierno sirio y las que controlan los kurdos más del 75% de la población de Alepo reside en esas zonas, y que la población que reside en las que controla la "contra" moderadamente extremista o extremistamente moderada se reduce a ese 25% que tampoco es real porque una gran parte de la población la ha ido abandonando en estos años. Alepo era la segunda ciudad de Siria por población, la primera por importancia económica. Tenía unos dos millones de habitantes. Este fue el último combate que logró romper en dos a la "contra" en Alepo, donde se ve la importante pérdida de hombres y de pertrechos que sufrió.
 


Alepo, junto con Deir Ezzor, son los grandes objetivos de la guerra y en los dos el colapso de la "contra" moderadamente extremista o extremistamente moderada es evidente. En Alepo son quienes están respaldados por Occidente y los países del Golfo, en Deir Ezzor es la organización llamada Estado Islámico. Pero también es evidente el hecho de que apenas diez días después del golpe fallido en Turquía se ha podido completar un objetivo que se le venía resistiendo a Siria desde hace tiempo. Eso pone de relieve la gran dificultad en que se encuentra ahora la "contra" moderadamente extremista o extremistamente moderada en cuanto a recibir armas y combatientes desde Turquía.

EEUU ha vuelto a pedir una tregua en la zona. Una vez más se constata que el deseo de EEUU de tregua o de hablar se produce cuando sus patrocinados de la "contra" moderadamente extremista o extremistamente moderada están en problemas. Solo que ahora ya no son problemas, es el colapso. Alepo ha creado las condiciones para una inflexión estratégica en la guerra porque la "contra" extremistamente moderada o moderadamente extremista se está deshaciendo y está desmoralizada por las últimas y constantes derrotas. Sin embargo, el gobierno sirio aún no lo tiene todo ganado porque mucho depende del estado de su ejército y su capacidad para continuar las operaciones ofensivas. Es probable que la "contra" haya hecho acopio de municiones y alimentos para resistir a la espera de un hipotético contra-ataque que no es probable vista la correlación de fuerzas. De hecho, algo de ésto es lo que se avecina porque el ejército sirio ha comenzado a lanzar octavillas sobre la parte de la ciudad que controla la "contra" para que la población la abandone por tres lugares considerados seguros.

 

Uno de los aliados del ejército sirio, la "Brigada Jerusalén", compuesta por palestinos refugiados en Siria desde hace casi 50 años, está llevando la voz cantante en los combates por recuperar el campo de refugiados de Handarat, situado al oeste de la ciudad de Alepo. Si se logra tomar este campo, en su práctica totalidad hoy deshabitado puesto que fue abandonado por los refugiados palestinos tras la toma del mismo por la "contra" en 2012, el colapso de los moderadamente extremistas o extremistamente moderados será total en Alepo y sin capacidad alguna de recomposición.

Tan es así que las propias páginas de la "contra" están recogiendo historias referentes a que varios comandantes de los diferentes grupos que la componen "han desertado de sus posiciones", y citan expresamente a quien era hasta ahora el comandante de la denominada División 16 del llamado Ejército Libre de Siria, patrocinado por Occidente. No son los únicos que están desertando, porque otros 60 combatientes han abandonado las armas en los dos últimos días. Eso sin contar los muertos, que son por decenas. Los portales del gobierno sirio hablan de 350 muertos de la "contra" y la cifra no me parece muy descabellada. Para ahondar aún más en la descomposición y el colapso de la "contra", el gobierno sirio acaba de proclamar una amnistía para quienes abandonen las armas y se entreguen junto a sus familias.

La "contra" extremistamente moderada o moderadamente extremista está obligada a realizar algún tipo de ofensiva para demostrar que aún está viva en Alepo, pero las perspectivas no son nada halagüeñas para ella. Uno de los portales clásicos de la CIA, Stratford, acaba de reconocer que la situación es muy complicada: "el impulso de los rebeldes en Alepo y el norte de Latakia será muy difícil de mantener, ya que con los recursos limitados [porque ya no les llega nada desde Turquía] de que disponen tienen que destinarse a la defensa de las áreas amenazadas por las ofensivas lealistas. Frente a los niveles inciertos de ayuda exterior a que se encuentran y el avance de los lealistas, los rebeldes sirios tienen un futuro difícil". 

El colapso de la "contra" es evidente. Tras el paso dado por el gobierno sirio y sus aliados en Alepo, una vez se consolide, la ofensiva se centrará en Deir Ezzor, hacia donde ya se están desplazando fuerzas de Hizbulá. La guerra en Siria se aclara cada vez más y se atisba con claridad quién gana y quién pierde.

El Lince

--------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada