jueves, 14 de julio de 2016

Se suicida en prisión el pirata informático que destapó los correos de Hillary Clinton


Ojos para la Paz

El pirata informático rumano Marcel Lazar Lehel, conocido en internet como "Guccifer", apareció ahorcado en la celda de la cárcel. Aparentemente se habría suicidado. Tras difundir los correos, fue víctima de una acción execrable por parte de Rumanía, que lo extraditó a Estados Unidos. Las legislaciones de todos los países de mundo prohíben la extradición de sus propios ciudadanos a terceros países. Pero Estados Unidos no es un país cualquiera y Rumanía volvió a dar muestras de su servilismo… Y el FBI en lugar de detener a la Sra. Clinton prefirió concentrar su fuego contra el rumano. Era mucho más débil que la candidata a la Presidencia de Estados Unidos.

Durante la etapa de su marido en la Casa Blanca, en 1995, los Clinton ya se vieron implicados en el suicidio de Vince Foster, un empleado de la Presidencia.


El pirata informático rumano Marcel Lazar Lehel, conocido en internet como “Guccifer”, ha sido encontrado muerto en la cárcel de Virginia donde se encontraba recluido acusado de capturar y difundir los correos electrónicos de Hillary Clinton cuando era Secretaria de Estado.

Según el diario “Christian Times News”, aparentemente Guccifer se habría suicidado. Su cuerpo ha aparecido colgado de una cuerda en la celda después de la cena.
 
Tras difundir los correos, el pirata fue víctima de una acción execrable por parte de Rumanía, que lo extraditó a Estado Unidos. Las legislaciones de todos los países de mundo prohíben la extradición de sus propios ciudadanos a terceros países. Pero Estados Unidos no es un país cualquiera y Rumanía volvió a dar muestras de su servilismo…
 
Guccifer confesó abiertamente que había penetrado en los servidores utilizados por la Secretaria de Estado varias veces, por lo que Estados Unidos pidió su entrega para juzgarle.
 
Dijo que la captura de los mensajes diplomáticos fue muy sencilla. El servidor de Clinton carecía de cualquier clase de medidas de seguridad y que estaba abierto a cualquiera “como una orquídea”.
 
En lugar de detener a Clinton por su apatía, el FBI prefirió concentrar su fuego contra el rumano. Era mucho más débil que la candidata a la Presidencia de Estados Unidos.
 
Durante la etapa de su marido en la Casa Blanca, en 1995, los Clinton ya se vieron implicados en el suicidio de Vince Foster, un empleado de la Presidencia.


--------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada